familia

El Fin de la Agilidad

Parte 8: Heavy Metal (Para escuchar la banda sonora de este post haz click aquí) Thunder, thunder, thunder, thunder I was caught In the middle of a railroad track — AC/DC Recuerdo que una vez mi mujer, me pidió que hablara con nuestro hijo acerca de la música que estaba escuchando. Al parecer ella había visto a Matías viendo un video de Slipknot, y bueno, no creo que haya tenido imágenes agradables y debe haber quedado algo

El Fin de la Agilidad

(Para escuchar la banda sonora de este post haz click en este enlace) I’m going to Wichita Far from this opera for evermore I’m gonna work the straw Make the sweat drip out of every pore — The White Stripes Cuando estaba en el colegio formé parte de una banda en que tocábamos rock latino. Participábamos en fiestas y eventos en Chuquicamata y Calama. Varios años después todos los miembros del grupo estábamos en Santiago, así que nos juntamos por unos meses a ensayar, en un garaje o bodeguita, no recuerdo bien, en la casa del padre de nuestro segundo guitarrista.

El Fin de la Agilidad

(Para escuchar la banda sonora de este post haz click en este enlace) “Hold the line, love isn’t always on time” – Toto El amor no siempre llega cuando tú quieres, hay veces que te esfuerzas tanto en buscarlo que finalmente lo alejas, o lo dejas pasar sin darte cuenta. Recuerdo que a principios de 1998 una amiga, sicóloga, con la que aprendí a leer el Tarot, me dijo que yo debía dejar de estar tan ansiosos por estar sin pareja, que dejara de buscar tan desesperadamente la compañía, que esta llegaría cuando dejara de buscar.

El Fin de la Agilidad

Parte 3: Funk/Acid Jazz (Para escuchar la banda sonora de este post haz click en este enlace) Of this virtual insanity, we’re livin’ in Has got to change, yeah Things, will never be the same – Jamiroquai Cuando te divorcias ocurre que a las esposas, o parejas, de tus amigos como que les da pena. Es probable que sientan que el balance del universo está mal y es su deber arreglar ese problema, así que lo que hacen es presentarte amigas.

El Espíritu de la Radio

recuerdos de mi padre Este es un texto que escribí hace unos años atrás, me pareció buena idea re visitarlo para celebrar el día del padre. El Espíritu de la Radio Begin the day with a friendly voice A companion unobtrusive Cuando adolescente tuve una pequeña estación de radio fm. El alcance de esta no era de más de doscientos metros. Era uno de mis pasatiempos favoritos. Recuerdo que mi primo, que fue a vivir un tiempo con nosotros mientras realizaba su práctica laboral en Chuquicamata, se estacionaba en el Subarú de mi viejo en la esquina y escuchaba en la radio mis mezclas con algunos amigos.

Educador

Admiro a mi hermano. Si hay una palabra que lo defina es Educador. Cuando descubrió su vocación, proceso que tuve la suerte de observar, pensé que el aula de una escuela le quedaría chica. Nuestro padre nos dijo en su lecho de muerte que la herencia que nos dejaba era nuestra educación. Para él, esto era lo más importante que se puede dejar como legado a los hijos. Mi padre también era un educador, lo era en todo momento, incluso cuando tuvo que dejar de serlo formalmente.

El camino menos transitado

Nueve años cumple este blog. Sin darse cuenta uno, los hijos crecen. Como mi hijo mayor, que a principios de este año emprendió vuelo y vive su vida adulta independiente. Mi hijo, que está de cumpleaños el 1 de agosto igual que este blog. Nos cuenta Joseph Campbell, en el relato de la búsqueda del Santo Grial, que los caballeros de la Mesa Redonda deciden internarse en el bosque por aquellos lugares donde no había caminos.

Las 3 R

En la reunión de apoderados de mi hija menor, la profesora nos habló del modelo valórico que están trabajando con los niños del colegio. Habló de las 3 R: Responsabilidad, Reparación y Reconciliación. La idea es que cuando un niño comete un error, debe hacerse responsable, dar un paso al frente y reconocer que se ha equivocado, o que cometió alguna falta, como por ejemplo, molestar a un compañero. Lo segundo es que debe reparar el daño causado.

Un niño y la tecnología

Por D3NE (*) Debo reconocer que cuando mi padre me pidió que escribiese algo para el aniversario de su blog, me pilló completamente desprevenido. No porque me cueste escribir o no quisiese hacerlo, sino porque no tenía idea de qué podría escribir que tuviese alguna relación con lo que él suele publicar acá; tienen que pensar que yo suelo escribir sobre batallas épicas y exageradas proezas fantásticas o que la mayor parte de mis documentos están inundados de sentimientos románticos o nostálgicos, por ende, tener que redactar algo para un blog tecno-filosófico era algo que se negaba a encajar en mi cabeza.

Inactivismo digital

Antes la gente salía a las calles a protestar, se encadenaban a una puerta, se tomaban una embajada, o escribían carteles, o marchaban por las calles para impedir que se construyera una central termoeléctrica. Ahora twiteamos.