¿De cual código abierto me habla?

Sucede que hay empresas que consideran al software libre sólo como un término más de marketing, y poco les interesa distribuir su código fuente de verdad.

Pero los casos de BitTorrent y MySQL sorprenden, por lo representativo de estos proyectos.

Sucede que BitTorrent no publica el código fuente del protocolo desde que fue adquirido por uTorrent, de hecho cuando se liberó la versión 6 de BitTorrent, en julio de 2006, una nota sorprendió a los desarrolladores: “Lo sentimos, el código fuente de BitTorrent 6.0, como el código fuente de uTorrente, no será liberado. Sin embargo, las versiones 5 y anteriores seguirán liberadas bajo licencias open source, y permanecen disponibles para que ustedes las modifiquen y redistribuyan sujetas a los términos de sus respectivas licencias.”

Esto provoca preocupación, porque una de las consecuencias es que puedan surgir otros protocolos divergentes a BitTorrent original. De hecho, la definción del estándar Bittorrent sólo está disponible para los desarrolladores que compren el SDK.

La razón que se da como justificación para cerrar el código fuente de BitTorrent es que con esto aumenta la seguridad del producto, porque antes, al estar el código disponible a cualquiera, se creaban clientes cerrados con spyware, o troyanos. Ahora, gracias a la bondad y desinterés de uTorrent, estamos libres del malware.

El otro caso es un diferente, MySQL ha separado su versión Enterprise de la versión Comunitaria, desde fines del 2006. La versión Enterprise tiene un costo, y el código está restringido a los usuarios que han pagado por las licencias de mantención. Esto no es malo, de hecho tampoco viola la GPL, porque se trata de “productos distintos”. Pero, es confuso al menos, y deja una sensación de desconfianza. ¿Qué tan buena es la versión comunitaria?, siendo que la misma empresa dice que la versión comunitaria es experimental, y por lo tanto no recomendable para producción.

Pero la cosa se hace más sospechosa con la reciente decisión de retirar el acceso público a los fuentes en formato tar de todas las versiones de MySQL Enterprise. Si quieres recompilar una versión Enterprise de MySQL debes pagar la licencia. Esto, por supuesto, no ha gustado mucho en la comunidad de usuarios MySQL, y se considera como otro paso de MySQL AB para alejarse del opensource.

Así que cuando hablamos de empresas que venden productos de software libre o código abierto debemos preguntarnos, de ¿cuál código abierto nos hablan? Es el código disponible, el mismo de los productos finales o pagados? Que tan profundas son las diferencias? Hay un costo de migrar hacia la versión pagada, o peor, hay un costo si quiero dejar de usar la versión pagada?

Quienes creen que esto del software libre y open source es puro altruismo y desinterés, es mejor que se vayan desayunando. Las empresas protegen sus intereses, y muchas cuando están preparando su apertura a bolsa, o están interesados en captar inversionistas, abandonan fácilmente el modelo. Algo que no es de extrañar, si uno piensa que el cósto del software es proporcional al sueldo de los desarrolladores, y esos dineros hay que sacarlos de alguna parte, y a menos que hayan grandes grupos de corporaciones dispuestas a donar el sueldo de los desarrolladores, son pocos los modelos de negocios existosos para el FLOSS.

¿Te gustó?


Autor

Ingeniero, autor, emprendedor y ejecutivo chileno. Apasionado programador.

comments powered by Disqus
Siguiente
Anterior